Inicio > Actualidad, Política > Fin de la violencia de ETA. Ahora es cuando todo empieza

Fin de la violencia de ETA. Ahora es cuando todo empieza


La opinión pública española sigue congratulándose sobre el anuncio del fin de la violencia en ETA. ETA abandona los armas de una manera definitiva y con un compromiso serio al parecer. Después de más de 800 muertos, ETA parece adaptarse a los tiempos y abandona la vía armada como una forma de lucha política. Esto, por supuesto, no significa que desaparezca ETA, ETA seguirá existiendo bastantes años más.

No hay que olvidar el tufillo electoralista que tiene este anuncio, que orece una imagen más desligada de la violencia, aún si cabe, de la izquierda abertzale, que es la gran reforzada con este anuncio. Ya no se podrá atacar a estas formaciones con su cohabitación con una banda que predique la violencia, aunque seguro que seguiremos viendo declaraciones en torno a esto.

Pese a ello, este es un anuncio esperado desde hace tiempo, ya que ETA llevaba un par de años dando paso hasta el final de la lucha armada, algo que le pedía mucha gente, sobre todo la izquierda abertzale, que se ha desmarcado de ETA y le ha exigido un compromiso con el pueblo vasco. Este sin de la lucha armada, supone un punto de inflexión enorme en ETA, que desde el principio tuvo clara la via armada como una forma de hacer política.

¿Por qué tomó la vía armada ETA? No fue algo inevitable, sino algo meditado. Ya desde el principio, desde el grupo de EKIN (Madariaga, Del Valle…) se tuvo la conciencia de formular la lucha armada como necesidad, pese a ello desde la creación de ETA hasta el primer asesinato pasarían nueve años. La lógica de un estado represor como el franquista, hacia más propicia la existencia de violencia, lo que se vio en la espiral que azotó a España durante el 68-69, y nuevamente en los años de la Transición, 75-79 donde vemos los años con mayores muertos a manos de ETA (eso sí, en un momento en que actúan tanto ETA, como ETA político militar, una de las numeras escisiones).

Como decíamos, no fue un paso inevitable hacia la violencia, aunque el clima violento propició ese camino. ETA también devino en organizaciones obreras, que se fueron apartado del nacionalismo independentista de ETA según entraron en la realidad de la revolución en todo el Estado para la posible liberación del pueblo vasco. Así grupos como ETA-Berri/Komunistak, Celulas Rojas o ETA-VI Asamblea, abrazaron opciones obreristas.

ETA-militar siguió manteniendo el camino de la violencia. No por desequilibrio de sus miembros o deseo de sangre. La violencia se convirtió en un modelo de hacer política, un modelo que busca la espectacularidad para salir en la prensa y que la gente tenga conciencia de su existencia. Que busca sembrar el miedo para que la gente se pliegue a realizar concesiones. Una violencia, que por cierto, aparece en parte legitimada ante los atropellos que realizó el franquismo con ellos, cuyo canto de sirena fue la ejecución el 27 de septiembre de dos miembros de ETA, junto a 3 del FRAP.

España no fue una democracia plena hasta 1979, con una constitución y con ayuntamientos democráticamente elegidos. Fue precisamente en ese año cuando más azotó la violencia de ETA. Un Estado democrático era menos represor, pero ETA fue perdiendo la batalla de la imagen, no podía seguir haciendo política a través de la violencia. La actuación de los cuerpos de seguridad, así como su desorganización interna han convertido a ETA desde 1992 en un grupo que ha ido perdiendo su fuerza y, en ocasiones, su razón de ser.

La violencia no es un camino hacia nada. ETA debe pedir perdón a sus víctimas, a cada una de ellas. Pero el Estado español también tiene cosas por las que pedir perdón. No estamos comparando una violencia a la otra, pero si la reconciliación es deseada, deberá darse ese paso continuo.

Luego vendrá el proceso de paz, o eso esperamos. En los que no deberá haber vencedores y vencidos, que la gente no se piense que van a ir todos a la carcel en un juicio estilo Nuremberg. Se habla de reconciliación, por duro que eso pueda ser. Reconciliación en el seno del pueblo vasco, donde la tensión ha sido importante en ciertas zonas, pero donde, pese a todo, se ha vivido todo este problema con bastante más civimos que algunas campañas ultraespañolistas nos han querido hacer ver.

Hay que examinar si el Estado quiere ver a ETA como interlocutora directa, si reconoce su status para ello. Si acepta la mediación internacional, lo que sería dar a ETA una legitimidad importante. Probablemente volvamos a ver a gente como Otegui o Rufi Etxebarria, ser los intermediarios de ETA ante las instituciones vascas o el gobierno central. Pese a todo, y por todo, ahora empieza lo importante, un periodo de cautela, de escepticismo ante el comunicado de ETA. No debemos lanzar las cámpanas al vuelo, porque es un proceso delicado que se puede romper en cualquier momento.

Pero también es un momento de esperanza, en que debemos cooperar todos para la paz y la convivencia y dejar al pueblo vasco que decida por si solo que vía quiere seguir en sus reivindicaciones políticas, pero siempre desde la paz.

Anuncios
  1. octubre 22, 2011 en 10:08 pm

    ¿Con todo el respeto del mundo pero…en que provincia vives?. Yo soy un salmantino afincado en Pamplona por motivos personales y te aseguro que lo que comentas de que la tensión no ha sido la que se cuenta en País Vasco y Navarra…en fin, te puedo decir que no es que no la haya habido o que desaparezca…es que va a más en cierto aspecto. Desaparece el miedo al atentado, pero está aumentando el miedo al desamparo ante un proceso devorador de todo lo que no es vasco en estas zonas, es más, un proceso antiespañol, o más correctamente, anticastellano. El pueblo vasco ha perdido la referencia de su historia y pasado, y ha pasado a negarlo. Están persiguiendo una historia que no existió (Euskal Herria) y de paso, los navarros por miedo a revindicar lo que son, se están dejando “comer”. Y los que aquí vivimos, y hemos vivido fuera de esta zona (he vivido en Salamanca, Valladolid y Burgos aparte de Pamplona), lo único que notamos es una agresión total ante todo lo español, un odio acérrimo a lo castellano (1512 te suena? la integración de Navarra en España es ahora tema de actualidad por aquí) y un nudo en la garganta de no poder vivir con la tranquilidad que lo hacíamos en otros lugares. Y lo dice un simple informático, no guardia civil ni nada por el estilo. Mucho peor es su tarea. Para terminar, lo de que el pueblo vasco decida…para mí eso está decidido hace mucho con las Ikastolas, aquí se ha borrado en dos generaciones el sentir de dos comunidades, la vasca y la navarra, que antes eran españoles como los que más, y ahora les han vendido la moto y bien vendida. Que aquí lo más “in” es Nafarroa y el euskera, y uno se pregunta que pasaría si sus abuelos levantaran la cabeza…
    Por mucho que me pese, estoy mucho más de acuerdo con los franceses, que no se creen nada de el cese de ETA. ¿Además, quién nos devuelve a los muertos?

    Un saludo y ánimo con el blog

  2. historiadorhistrionico
    octubre 22, 2011 en 10:39 pm

    Soy de ciudad Real, aunque he estado en Euskadi y conozco gente de Euskadi, y para mi el tiempo que estuv y la gente con la que hablo y conozco me han hecho insistencia en eso muchas veces, por eso lo reproduzco. Para mi, desde mi posición, son los vascos los que deben decidir, porque a mi me quedan algo lejos esos asuntos y creo que no tengo tanta autoridad como para decidir sobre ellos.
    Por cierto, en 1512 Navarra se intengra en Castilla, no en España, que España surge mucho después. Y yo también tengo mis reparos y soy cauto ante el anuncio, pero creo que habíaque dejar claro que esto es un proceso largo y duro. Y las víctimas no las va a olvidar nadie, pero lo que quiero recalcar es que no es momento de hacer un juicio, y que primero habrá que lograr unas garanías de paz y ya veremso que pasa después. Muchas gracias por tu comentario

  3. blademanu
  4. blademanu
    octubre 22, 2011 en 10:51 pm

    Ahora bien, también sería recomendable leer esto: http://www.elpais.com/articulo/espana/viaje/banda/pulso/Estado/liquidacion/derribo/elpepunac/20110112elpepinac_6/Tes

    Este comunicado hay que contextualizarlo en un momento en el que la banda ha sufrido una grave opresión desde todos los ámbitos, una especie de cerco económico que ha impedido su rearme, su expansión, el nuevo adoctrinamiento de personas y la movilidad de sus miembros. Y esto, sí, hay que agradecérselo a las fuerzas de Policía Nacional y Guardia Civil.

    Un saludo.

  5. blademanu
    octubre 22, 2011 en 11:01 pm

    Y, por ultimo, Edu, yo haría referencia en este artículo, al que publicaste a raíz de tu TFG. Creo que es pertinente.

    https://historiadoreshistericos.wordpress.com/2011/08/14/breve-historia-de-eta/

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: